Las nuevas herramientas digitales de aprendizaje en las organizaciones del siglo XXI

Las nuevas herramientas digitales de aprendizaje en las organizaciones del siglo XXI

¿Cuáles son las nuevas herramientas tecnológicas orientadas al aprendizaje y capacitación usadas en la era digital?, ¿Cómo se aprende y se capacita en las organizaciones del siglo XXI?, ¿Por qué es tan importante para los profesionales capacitarse hoy en día en un ambiente donde el cambio es la única constante?

Todas estas preguntas toman relevancia en un mundo donde cada vez el cambio es más rápido, y los profesionales y empresas más exitosas son aquellas que pueden mantener el ritmo y anticiparse a nuevos cambios.

¿Qué está pasando y qué impacto tiene?
Los avances, la velocidad, la cobertura y la democratización de la tecnología han impactado nuestras vidas y han redefinido los modelos de negocio de empresas e industrias completas. Según Deloitte, 70% de las compañías que estaban en el Fortune 100 hace más de diez años ya no existen, y el 90% de las organizaciones creen que sus industrias cambiarán debido a las nuevas tendencias digitales.

Algunas compañías que a comienzos del siglo XXI no figuraban en las listas de empresas más grandes ni en el “top of mind” de analistas, son las que han transformado cómo realizamos actividades diarias como: comunicarnos (WhatsApp, Twitter), comprar (amazon.com y alibaba.com), socializar (Facebook, Snapchat e Instagram), ver TV (Netflix y YouTube), escuchar música (Spotify, Deezer, Napster y Apple Music), transportarnos (Uber, Cabify y Lyft), hospedarnos (Airbnb) y aprender (edX y Coursera), entre otras.

Apalancadas en la tecnología, las empresas habilitan y potencializan su productividad, ya que con ésta logran un mejor conocimiento de sus clientes, optimizan procesos, mejoran su calidad, innovan en sus soluciones (productos, servicios, conocimientos) y obtienen acceso a nuevos clientes a escala global. Sin embargo, en algunas organizaciones existe una brecha de desempeño organizacional; parecen no mantener el ritmo del cambio digital (Ver figura 1).

Afortunadamente, por medio de capacitación y aprendizaje, el área de Recursos Humanos y los profesionales tienen una magnífica oportunidad para cerrar estas brechas.

¿Por qué es tan importante capacitarse y aprender constantemente?
Para tener éxito en la actualidad, es necesario adaptarse a la velocidad del cambio digital y esto requiere de capacitación y aprendizaje constante. La transformación digital demanda que el modelo operacional tradicional (más lento) se agilice. También exige que los profesionales entiendan cómo la estrategia, la conectividad y el negocio están cambiando debido a ésta. Los modelos, conocimientos y habilidades que funcionaron y fueron sinónimo de éxito años atrás, no necesariamente garantizarán la sostenibilidad de la organización en los años por venir.

Según el último reporte de LinkedIn 2018, Workplace Learning Report, debido a una “vida útil” más corta de las competencias y a un mercado laboral más competido, crecen las brechas en las competencias…y éstas deben cerrarse. El área de desarrollo y entrenamiento juega un rol fundamental para poder mantener la competitividad en un ambiente cada día más cambiante. (Ver figuras 2 y 3).

Hoy las competencias más valiosas son las que ayudan a los colaboradores y las organizaciones a volverse más ágiles y digitales. La rapidez con la que los profesionales y organizaciones puedan desaprender viejos conceptos y aprender otros nuevos, con otras metodologías, otras herramientas y otros marcos, podrá determinar su éxito y sostenibilidad en el tiempo.

A su vez, la movilidad del talento debe transformarse en un valor central de la organización. Así, los profesionales podrán moverse de función a función fácilmente para entender el nuevo y más ágil modelo de negocio y de carrera, dentro de la organización. (Concepto de liquidez/fluidez).

Deja un comentario